Skip to content

Yo maté a Ciro

10/28/2011

Por: Héctor Huerto Vizcarra[1]

 

Rosario y Ciro antes de la tragedia

Pareciera ser, por momentos, que el país contiene el aliento cuando nuevos descubrimientos remecen la trágica historia de Ciro Castillo y Rosario Ponce. El cuerpo de Ciro es actualmente el fetiche de moda de la prensa peruana. Titulares, fotos en las portadas de los principales diarios y miles de comentarios en las distintas redes sociales lo confirman. Pero todos ellos se equivocan, yo maté a Ciro Castillo.

Efectivamente, provoqué su muerte intencionalmente y no solo la de él sino también de muchos otros Ciros que aparecerán en un futuro. Lo hice adrede sin importarme los sentimientos de sus seres más queridos. Sin pensar siquiera en las consecuencias. Lo único que deseaba era satisfacer mi morbo a toda costa, gozar con el dolor ajeno y quién sabe, hasta reírme un poco de todo eso.

En una sociedad en donde la privacidad no existe, en donde Magaly es un ícono de la televisión peruana más vista, esto no debería extrañarnos. Aquí no se trata de buenos o malos, ni siquiera de culpables o inocentes. De lo que se trata es de vender desgracias, sobre todo de personajes anónimos y relativamente marginales. Si no pregúntenle a Magaly el porqué no se mete con la vida personal de los congresistas. Estoy seguro que podría ser más interesante que la de los propios futbolistas.

Nos gusta juzgar porque somos incapaces de mirarnos a nosotros mismos. Tenemos errores e, incluso, nuestras propias desgracias, pero las ajenas nos sirven para olvidarnos de todo ello. Preferimos tirar la piedra a la primera persona vulnerable que encontramos a mano. Es una forma bastante cruel para sentirnos a gusto con nosotros mismos, a la vez que fingimos no darnos cuenta de la mediocridad rampante que nos rodea.

Yo maté a Ciro Castillo en la misma medida en que ustedes también lo hicieron. Y lo seguiremos matando cada vez que sigamos lucrando de los dramas ajenos. Seamos sinceros, en las últimas semanas hemos podido observar lo peor de la condición humana, y no me refiero necesariamente a Rosario. Beatas come-biblias haciendo vigilias religiosas, transeúntes anónimos convertidos en barristas y piquetes de linchamiento, expertos criminólogos convertidos en vedettes televisivas y ávidos lectores transformados en jueces sin rostro.

En pocas semanas podremos saber quién mató realmente a Ciro Castillo, si fue la propia naturaleza, su propia estupidez o la no tan astuta Rosario Ponce. Pero para entonces poco va a importar porque estaremos a la espera de una próxima víctima. Como diría Laura Bozo, que pase el siguiente muerto…


[1] Historiador de la PUCP y magíster de Ciencias Políticas de la USAL (España). Docente universitario. Todos mis escritos pueden leerse en: www.marcayuq.wordpress.com

 

Anuncios
4 comentarios leave one →
  1. RIOBUENO permalink
    10/28/2011 5:23 AM

    DEJAME DECIRTE QUE MAGALY EXISTE PORQUE PERSONAS COMO USTED LA VEN Y LE DA CREDIBILIDAD, MADURE Y NO SEA DEMUESTRE SU INMADUEZ TONTONI…..

    ATTE
    LA COMADRE CUCHIBERTA GISELA O GRACIELAO ESTA BIEN LA URRACA ESTUPIDO (a) ojala nunca te pase esa desgracia como le paso a la familia CASTILLO ROJO. BLAAAAAAAA HAGA COSA SINTERESANTES EN INTERNET NO TONTINES.

  2. marcayuq permalink*
    10/28/2011 8:26 AM

    Gracias por leerme desde Bogotá 😛

  3. victor permalink
    10/28/2011 10:49 AM

    muy buen articulo…tambien te leo desde bogota

    • marcayuq permalink*
      10/28/2011 6:03 PM

      Hermano! Gracias por comentarme. Aquí en Lima esperamos con ansías tu llegada. Abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: